Para que no se olvide

Como muchas otras veces en la historia, el hecho de que varios sucesos ocurran simultáneamente provoca que algunos pasen a un estado de semi-olvido. Este fue uno de esos casos.

Casi al mismo tiempo que los huracanes Gustav e Ike estaban embistiendo contra Cuba, El Nuevo Herald publicó un reporte en el que denunciaba como el sistema de salud de una potencia médica mundial dejaba morir de una infeccion en una de sus salas de operaciones nada menos que 7 bebés recien nacidos.

Advertisements

Leave a comment

No comments yet.

Comments RSS TrackBack Identifier URI

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s